viernes, 28 de agosto de 2015

bizcocho de yogur en olla horno y Verano 2015

Ya ha llegado el final de las vacaciones, la vuelta a la rutina, el orden, empezar con propósitos, dejar atrás los excesos, las terrazas un miércoles hasta las tantas, las lluvias de estrellas, las tumbonas perfectas para ese sueñecito antes del aperitivo, los mosquitos, estar todo el día descalza y en bañador.... pero vienen otras como días lluviosos con el horno encendido leyendo un libro mientras ves como crece el bizcocho, mi cumpleaños, el frío, las bufandas y los gorros, disfrutar de la cama un domingo arropada con el nórdico, abrir la ventana y sentir el frío en la cara, un buena chimenea, un buen tazón de cacao calentito agarrándolo con las dos manos, un cocido seguido de una siesta con mantita y porque no un paseo con unos buenos guantes disfrutando de un helado... Que ganas que llegue el frío y el invierno

Ahora nos queda recordar el verano, sonreír y disfrutar de cada día.

Como todo verano no podía faltar el bizcocho de yogur en la olla horno en el campo. Esponjoso, rico y perfecto para la merienda haciendo un descanso de la piscina.


Se ve rico verdad.

Pero antes de este bizcocho he hecho otras cosas. Como ya os dije me iba a tierras alemanas y austriacas.  La gastronomía no me ha gustado mucho, son comidas contundentes y mi estomago no está acostumbrado a esas cosas, pero algo he probado como por ejemplo el típico bollo que acompañan con cualquier cosa, el brezel y que en este caso nosotros acompañamos de unas salchichas y unas patas en el Parque de los ingleses en Múnich. Yo de beber agua y mi chico una gran cerveza, para ser mas exactos 1 litro que como curiosidad costaba 1€ y el agua una botella de medio litro 3,70€, normal que los alemanas vayan por la calle con la cerveza y no como los españoles con la botellita de agua.



En Viena pasamos por el hotel donde nació la tarta Sacher, no pudimos entrar porque había mucha gente y no pude probar la tarta, otra vez será, mientras la tendré que hacer yo.


Paseamos en barco por el Danubio por la tarde


Y por las mañanas lo hacíamos en bici, una media de 50km




Probé la cola zero alemana


Y ya en España, en Don Benito disfrutamos de atardeceres


El levantarme por la mañana y tirarme a la piscina


Y mi sobrina María en la suya

Poder comer directamente del árbol ricos higos y coger mas para hacer mermelada


Salir por las mañanas con mi bici nueva por los campos extremeños


Y finiquitar las vacaciones de vuelta a Madrid acompañados de un rico manjar que recién colocado en el jamonero había que catar


Ha sido un verano divertido, saludable y como se suele decir se ha hecho corto pero había ganas de volver.

Volver para encender el ordenador, contaros mi verano y por supuesto la receta de esté bizcocho sin horno en olla.



Receta del bizcocho de yogurt

Ingredientes:
(las medidas las tomo del vaso del yogurt, no necesitamos ningun aparato medidor)
  • 1 yogur
  • 3 huevos
  • 2 medidas de yogur de azúcar
  • 3 medidas de yogur de harina
  • 1 medida de aceite de oliva
  • 1 sobre de levadura tipo Royal
Además la variante que le he puesto es un poco de nocilla para dar ese doble sabor. Es lo que tiene el bizcocho de yogur que lo puedes tener como base y añadirle nueces, el sabor del yogur el que tengas o mas te guste, cacao en polvo sustituyéndolo por un poco de harina, añadirle trozos de frutas, vamos que cada vez de una manera y fácil fácil de hacer.

En la thermomix pones todos los ingredientes y mezclas bien a velocidad 3.

A mano en un bol con una varilla primero batir los huevos, luego añadimos el yogur y el azúcar, después la harina con la levadura y por ultimo el aceite.

Y ahora al molde que le habremos dado con mantequilla o aceite espolvoreando un poco de harina. Si lo hacéis al horno es a 180º unos 45 minutos.

Pero yo lo he hecho en la olla



 Tienes mas años que yo pero siguen saliendo los bizcochos muy ricos


El funcionamiento de esta olla es centramos en el fuego, le ponemos la tapa


 A fuego fuerte durante unos minutos, hasta que toquemos la tapa y este caliente, unos 2 minutos y luego al mínimo durante una hora sin abrir la tapa eh, luego igual que en el horno, pinchamos si sale limpio el palito esta listo sino pues tapamos y dejamos un poquito mas



Y listo nuestro bizcocho, esponjoso y sin encender el horno como prometí a principios de agosto.


Y con esta dulce ilusión cogemos fuerza para encender el horno de nuevo y crear cosas nuevas.

Como veis la mitad es normal y otra de chocolate, simplemente le añadí a la mitad de la masa un poco de nocilla derretida un poco en el microondas. Y el yogur que he usado es uno de café de esos griegos nuevos que han sacado este verano (el que había en el frigorífico)

Hasta pronto y a disfrutar...con Sweet Cookies by Bea.
Gracias por pasar por aquí y si dejas un mensaje mejor que mejor  



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada